El equipo chocolate del candidato Meade

0
128

1.- El invento de Ramírez Nieto

Pues resulta que el equipo guanajuatense del candidato, José Antonio Meade, coordinador por el diputado federal silaoense, Ricardo Ramírez Nieto, es más que una broma de mal gusto.

Dicen los que saben que durante la presentación del “equipazo”, a la que asistió la legisladora Carolina Viggiano, asistieron bastantes priistas “nada conocidos” en el terruño.

Y lo peor, Ramírez Nieto confió muy en corto que se trataba de una parte de la estructura que supuestamente logró rescatar de las manos del senador, Miguel Ángel Chico Herrera, lo que por supuesto, tampoco fue cierto.

Aunque el show frente a la prensa logró salvarse, la realidad es que fue un buen montaje, pues en una reunión de trabajo posterior, la diputada Carolina exhibió el mal “esfuerzo” del diputado silaoense e incluso le reclamó su falta de convocatoria con la sociedad civil.

La idea de una estructura alterna a favor de José Antonio Meade fue del equipo del suspirante presidencial, pero tras analiza a detalle el asunto, resultó ser una broma de mal gusto y muy al estilo priista.

Ahora, ante la premura de la visita que hará el candidato del PRI a Guanajuato, más vale que sí hagan las cosas en serio, pero además, ojalá que para entonces, Ramírez Nieto sí presente priistas de verdad y rescate a esos líderes de agrupaciones sociales que supuestamente eran integrantes de la estructura del senador Chico, que a decir verdad, tampoco nadie conoció.

2.- Un litigio de pronóstico reservado

El presidente de Guanajuato, Edgar Castro Cerrillo y el dirigente estatal del PRI, Santiago García, protagonizaron un pleito mediático, a propósito de la candidatura capitalina que, finalmente, recayó en la ex panista, Ruth Esperanza Lugo Martínez.

Las críticas contra Edgar Castro, se dieron luego de que éste interpusiera una queja de inconformidad, pues en ningún momento la dirigencia estatal del PRI, le dio oportunidad de participar en la contienda interna, pese a tener el derecho de reelección.

Es decir, violaron sus derechos constitucionales.

El asunto no puede minimizarse, pues ciertamente el litigio puede llevarse hasta las últimas consecuencias, léase tribunales federales, lo que representa un serio riesgo para el PRI, pues puede quedarse sin candidata y sin planilla.

Ciertamente, el Presidente de Guanajuato no podrá acceder a la posición, léase candidatura, pues en realidad, lo que reclama en su escrito de inconformidad, es un derecho constitucional y no el registro ante el IEEG, es decir, no se trata de un pleito contra Ruth Lugo, sino contra la dirigencia estatal del PRI.

2.- Es un tema de justicia y no de género.

El dirigente estatal del tricolor, Santiago García, sabe que de prosperar el escrito del Presidente de Guanajuato, si puede representar un serio riesgo la caída de la candidatura de Ruth y, en lugar de argumentar una defensa jurídica válida, arremetió contra el alcalde con descalificativos y bastantes groserías del nivel de política región 4.

Y, contrario a su estilo de cordialidad, Castro Cerrillo contestó con firmeza contra su dirigente, en un evidente pleito que puede concluir en un divorcio necesario, debido a que el dirigente tricolor pronto se irá de la dirigencia. Así que los días los tiene contados.

En cambio a Edgar Castro aún le sobran bastantes días para concluir su trienio, pero además, mantendrá una plataforma importante a nivel nacional, con la presidencia de la Federación Nacional de Municipios de México (FENAM).

Prodigioso que el presidente de Guanajuato sea reconocido a nivel nacional, mientras en su partido local, sea motivo de confrontación y menosprecio. Una equivocación lamentable para el único bastión priista del terruño.

Periodista con más de 19 años de experiencia. Académico en varias Universidades de Guanajuato. Conferencista, colaborador y Columnista.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario.
Please enter your name here