Taller de pirotecnia tenía permiso de SEDENA

0
46

 

SILAO, Gto.- El ‘polvorín’ que la tarde de este martes explotó en la comunidad de Nápoles, contaba con un permiso general por parte de la Secretaría de la Defensa Nacional; elaboraba principalmente ‘castillos’ y cohetones.

La práctica es regulada por la Dirección General del Registro Federal de Armas de Fuego y Control de Explosivos, por lo que a la escena arribaron elementos del Ejército Mexicano.

En el sitio fallecieron Martín Hernández Ramírez de 45 años y Alan Guadalupe Hernández Jasso de 20, padre e hijo respectivamente; resultó con severas lesiones su hermano Leonardo Martín de 25 años, quien se encuentra hospitalizado en calidad estable en el Hospital General del Silao.

Se escucharon dos fuertes detonaciones, según testigos auditivos. Tan intensas que lograron romper los vidrios de viviendas que se localizan a varios cientos de metros de distancia.

Miguel Ángel Cuevas Anaya, director de la Unidad Municipal de Protección Civil, confirmó que el número PG 1662 plasmado en una de las paredes del inmueble colapsado corresponde al permiso general otorgado por Sedena, el cual permite el “almacenamiento y consumo de sustancias químicas para la fabricación, almacenamiento y venta de artificios pirotécnicos”.

Un suceso en el mismo sitio se genero hace cerca de un año, exponen vecinos de la zona. Por fortuna en esa ocasión no había personas presentes.

Dijo desconocer las causas de origen del siniestro: “No tenemos conocimiento y no nos aventuraríamos a decir la causa, porque solamente los peritos en explosivos e incendios pudieran determinarlo”.

Tampoco se sabe la cantidad de artificios que se tenían almacenados, sin embargo la época fuerte es en diciembre. “Van trabajando al día los artesanos”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario.
Please enter your name here