Después de impregnarse del combustible, llenar unos bidones y ver como la fuente de gasolina no bajaba de los siete metros… vino la explosión… eran bolas de fuego, desesperación, muerte. Antes de enviar esta colaboración ya contaban setenta y nueve personas fallecidas y otro tanto en los hospitales.

Es inevitable conocer los comentarios en las redes sociales, estamos ante una tragedia, después de la explosión se puede tener varias hipótesis respecto de las causas. Pero no puedo estar de acuerdo que de inmediato se juzgue y sentencie a personas que no conocimos, que estaban ahí y que hoy son la tristeza de sus familias.

Que lamentable que sin conocimiento de causa, con la información de los propios medios y lo que se reproduce en las redes sociales se haya dado una andanada de señalamientos de culpabilidad a la sociedad, a los mexicanos, a la cultura mexicana, a los ladrones de gasolina… en fin todas las descalificaciones para quienes murieron, para quienes estaban ahí y lamentan haber perdido a sus familiares.

Al mismo tiempo que se descargan de elogios a lo que está haciendo el presidente, las autoridades… es la sociedad que no está a la altura de sus autoridades.
Se merecen la explosión, se lo ganaron, a ver si así entienden, si sabían que podría pasar para que se metieron…

Es una tragedia la muerte de todas y cada una de las personas que vivieron esa circunstancia, también lo es la polarización que los mexicanos vivimos como consecuencia del fanatismo con el que operan los robots y los chairos sean pagados o no…

Al final el tema del combate al robo de combustible sigue sin estrategia, sin un plan de acción, sin mecanismos de evaluación, tropas del ejército presentes en las zonas de los ductos… donde ahora hay que agregar decenas de muertos,

El desabasto en la región centro occidente sigue igual, con la agravante de una economía paralizada, haciendo lo elemental y deteniendo la marcha económica de la región. Seguimos con la expectativa de que se regularice el abasto de combustibles pero no conocemos acciones que vayan a cambiar en corto plazo las condiciones del suministro.

Todos los discursos de los primeros días se agotaron, no eran ciertas las cifras y tampoco ha sucedido nada que comunique que es lo que se está resolviendo.

Ya es tiempo de explicar por qué hay desabasto sólo en la zona de centro occidente del país…?

Que está sucediendo en el resto del país… también hay ductos, también hay consumidores, también hay refinerías, también hay depósitos de combustible, también hay ladrones de combustible. También hay sindicato de Pemex…

En presidente López canceló su visita a León y Guadalajara. Dijo que estaría atendiendo la tragedia del estado de Hidalgo… ¿hay que esperar a que el presidente López lo arregle…?

 

La 4 T nació en reversa y ahí sigue. Afectando todo en el país, ahora con 79 muertos. Una economía regional paralizada, muchos discursos todas las mañanas, muchas explicaciones durante el día, para corregir las declaraciones de la mañana.

Y sin resolver.

 

Hasta la próxima PROSPECTIVA.

1 COMENTARIO

  1. El nivel de robo, corrupción, violencia aunado con la ineptitud de Gobiernos irresponsables PANISTAS, es un caldo de cultivo para el desastre. Aplaudo que el Gobierno de MEXICO este poniendo orden a tanto desmadre.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here