Guanajuato, Gto. El Ensamble Polifónico de Guanajuato presentó un concierto dentro del ciclo “Solistas de la OSUG”, en el Teatro Principal.

El concierto fue peculiar al estrenar tres obras que fueron escritas por algunos de los integrantes del ensamble; a cinco años de haberse formado, esta agrupación de música de cámara se ha ganado el respeto del público guanajuatense al contar con un repertorio del periodo romántico, pero también contemporáneo.

En esta ocasión, el Ensamble Polifónico de Guanajuato estuvo integrado por Laura Gracia en la flauta, Maksim Smakeev y Jorge Luis Torres Martínez, en los violines, Michael Severens en el violonchelo, Jorge Arturo Preza Garduño, en el contrabajo y Jorge Arturo Preza Ortiz en las percusiones.

La visión que se tiene en este grupo de cámara es ejecutar y estrenar obras de compositores actuales, incluso por encargo. De esta manera, se logra un equilibrio entre tocar música de varios períodos que resulte atractiva para nuestro público.

En este concierto del ciclo “Solistas de la OSUG” interpretaron tres estrenos mundiales de las siguientes composiciones musicales: “Impro número uno” de Jorge Preza Garduño; “Love is a four letter word” de Jonathan Lusher y “Arco voltaico” de Jacobo Cerda.

“Impro número uno” tiene motivos que se repiten e intentan crear un ambiente nostálgico, pero, a su vez, relajante.

Cabe destacar que esta obra fue compuesta hace 39 años y hasta ahora se estrenó con buen recibimiento del público.

Lusher escribió Love is a four letter word (El amor es una palabra de cuatro letras) en enero de 2019, tomando la perspectiva del amor desde muchos y diferentes puntos de vista, de ahí la alegoría del título “es una palabra de cuatro letras”.

Según apunta el propio compositor, quien afirma que “la pieza está escrita sin una marca de tiempo, queriendo decir que el amor existe fuera del tiempo y ha existido por siempre.

La obra se construye con una seria de eventos y nubes de sonido que interactúan y cambian en el espacio, llegando al fin a una conclusión indecisa pero firme”.

El concierto finalizó con “Quinteto de cuerda no. 27 en re mayor, op. 68” para 2 violines, viola y 2 violonchelos, o violonchelo y contrabajo del compositor George Onslow.

Print Friendly, PDF & Email



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here