CELAYA, GTO.- Con 8 mil firmas recolectadas, la agrupación Alianza Ciudadana Celayense presentó ante el Congreso una petición de revocación de mandato de la alcaldesa Elvira Paniagua Rodríguez.

El motivo: los altos índices de violencia e inseguridad que se registran en Celaya en donde continúan las extorsiones y asesinatos, expresó Aracely Morales Mancera, consejera de Alianza Ciudadana.
Una alianza de ciudadanos de Celaya piden la revocación de mandato de la alcaldesa/El Otro Enfoque

“Hay ingobernabilidad que se manifiesta en la falta de prevención del delito y la violencia que hoy padecemos los celayenses”, expresó Morales Mancera.


Durante dos meses se recabaron un total de 8 mil 22 firmas con la que se entregó la petición.

“Está en manos de los legisladores tomar una decisión que puede devolverle la esperanza y la confianza de los ciudadanos en las instituciones, esperamos una valoración responsable y sensible”, añadió.

La Presidenta Elvira Paniagua Rodríguez mencionó que está tranquila y que respeta esta forma de protesta social.

“Están haciendo lo que habían dicho que iban a hacer, recabaron firmas lo cual es muy respetable, vivimos en un ámbito democrático, conozco perfectamente los trámites que se llevan a cabo en el Congreso, hicieron la entrega y yo me quedo a espera de que en el Congreso se trabaje lo que se tenga que trabajar”.
“Me quedó en espera de lo que decida el Congreso no hay mayor empacho por eso. Yo estoy trabajando y sigo trabajando. Estoy tranquila y vamos a trabajar”.
Print Friendly, PDF & Email



1 COMENTARIO

  1. Elvira Paniagua responde a la gestiòn de Alianza Ciudadana que solicita la revocaciòn de su mandato, avalada por 8 mil 22 firmas de celayenses, que ella està tranquila y que respeta esta forma de protesta.
    Y abunda:
    “Yo estoy trabajando y sigo trabajando. Estoy tranquila y vamos a trabajar”.
    Ese es precisamente la razón por la que se pide la revocación de su mandato: NO se advierte en Celaya ni una pálida idea del resultado de ese presunto trabajo que està realizando, que sigue trabajando y que trabajarà.
    La delincuencia nos estraga cada vez màs; el déficit en el número de policías se acentúa porque un buen número de ellos està comisionado para escoltarla a ella y a varios funcionarios de la administración municipal y sus hogares, tanto de dìa como de noche y no necesariamente con patrullas sino en vehículos aparentemente de particulares con policìas vestidos de civil.
    Invertimos mucho en SU seguridad mientras que la población permanece
    expuesta y vulnerable.
    Hizo muy bien Ramos Ramos, efímero director de la policía municipal, en renunciar; después del atentado del que resultò indemne hubiera requerido por lo menos tres Suburban blindadas –como la de de Elvira– y
    un nutrido grupo de escoltas. Como los que utiliza el Secretario de Seguridad Ciudadana, Josè Gonzàlez Gonzàlez, quien pocas veces sale de su bunker en la antigua Celanese y no recibe a nadie. Y eso a pesar de que se rumora que paga “cuota”…por èl y por Elvira. Y si a Ramos Ramos lo rafaguearon es porque dejò cuentas pendientes en Leòn y aquí lo contrataron con buen salario y la protección que requerìa; recordaràn que trajo consigo sus escoltas integrados a la nòmina leonesa pero aquí le asignaron otros màs porque ellos desconocían la ciudad.
    Escoltar y proteger a los funcionarios públicos nos resulta oneroso.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here