GUANAJUATO, GTO.- La superficie boscosa en el Estado de Guanajuato y el 20 por ciento de los árboles que la conforman sufren enfermedades que no han sido controladas, las cuales de no prevenirse o controlarse podrían extenderse aún más.

Al respecto, el presidente de la Comisión de Medio Ambiente del Congreso del Estado, Israel Cabrera Barrón señaló que los bosques y vegetales afectados a cusa de hongos y otros microorganismos, reciben poca atención.

“Un estudio elaborado por instancias estatales y municipales de ecología arrojó que el 20 por ciento de los árboles y por lo tanto esa misma cantidad de bosques tienen problemas por diversas enfermedades”, dijo.

Explicó que para el Estado de Guanajuato la situación representa una prioridad, debido a la alta cantidad de bosques y sierras que se localizan en las diversas regiones de la geografía guanajuatense.

Con bosques y sierras como: la de Santa Rosa, en Guanajuato, la sierra de Lobos, en los municipios de León y San Felipe, la sierra de Pénjamo en el municipio del mismo nombre, la Sierra Gorda, en la región noreste, entre otras, urgen acciones.

Todas estas áreas boscosas que se conforman principalmente de árboles como: pino, encino, pinguico y madroño, consideró el diputado requieren de atención para el problema no se extienda más.

“Hemos detectado árboles apenas en crecimiento con problemas de hongos y otras bacterias que afectan su desarrollo y por lo mismo a los bosques, se tienen este problema en más o menos el 20 por ciento de su superficie”, afirmó.

Cabrera Barrón dejo en claro que urge definir acciones a seguir, pues de lo contrario se avecina un problema aún más serio al perder esta cantidad de árboles y zonas boscosa

Print Friendly, PDF & Email



DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here